Hasta las oficinas del Consejo de Innovación llegaron los vicerrectores y directores de investigación de distintas universidades para dialogar con su presidente Eduardo Bitran y los consejeros José Miguel Benavente y Celia Alvariño.

En la cita, los académicos manifestaron que las propuestas de contenidas en el volumen II de Hacia una Estrategia Nacional de Innovación para la Competitividad recogen algunas inquietudes del mundo científico universitario.

Al respecto, el presidente del Consejo, Eduardo Bitran, explicó que las vías de acción recogidas en esta propuesta se sintetizan en «el fortalecimiento de los clusters, la incorporación del conocimiento nuevo a la producción, el reforzamiento a la difusión tecnológica y el apoyo al emprendimiento innovador».

El vicerrector de Investigación de la Universidad de Chile, Jorge Allende, valoró que el Consejo incluyera propuestas relacionadas con temas sociales y culturales e hizo hincapié en los déficit que exhibe el país en materias de salud y en la necesidad de desarrollar investigaciones en torno a problemas como la energía, los océanos y el cambio climático.

Por su parte, el vicerrector de la Universidad Católica de Valparaíso, Sergio Marshall, coincidió con el planteamiento del Consejo de Innovación en cuanto a alcanzar un gran espacio de coherencia regiones, resaltando la importancia de poner el foco en los estudios de pregrado y en la creación de centros regionales conectados entre sí.

Y el representante de la Universidad Católica, Carlos Vio, hizo un llamado a generar sistemas que tengan efectos redistributivos a otras universidades y valoró también el hecho de que el documento del Consejo haga hincapié en la necesidad de financiar adecuadamente las actividades científicas y la formación de capital humano especializado.

Planteamiento sobre políticas nacionales de Ciencia y TI

En la oportunidad, los representantes de las universidades entregaron al presidente del Consejo de Innovación un documento del Consejo de Rectores Planteamiento sobre Políticas Nacionales de Ciencia, Tecnología a Innovación.

Señalaron que en este se destaca la importancia de que Chile agregue conocimiento a su capacidad productiva en el más corto plazo, para lo cual se requiere de una mirada sistémica.

En este marco, siete son las propuestas estratégicas trazadas por el Consejo de Rectores en el documento. La primera dice relación con el Capital Humano Avanzado para lo que se estima necesario incrementar y fortalecer los programas de doctorado y magíster en el país; un plan de captación, retención y circulación de recursos humanos desde el exterior; becas de doctorado y postdoctorado en el extranjero; plan de inserción de doctores en el sector productivo y en el sistema universitario y reconocimiento del costo real de las actividades de postgrado e investigación en las universidades, entre otros.

Las restantes recomendaciones aluden a la Institucionalidad para el desarrollo de la Ciencia, Tecnología e Innovación; las Áreas prioritarias en una política de Ciencia, Tecnología en Innvovación; la Relación Universidad-Empresa; la Dimensión Regional de la Política de Ciencia y Tecnología; Equipamiento e Infraestructura para Ciencia, Tecnología e Innovación; y por último con el Mejoramiento de la Educación en Ciencias a Nivel Básico y Medio y la Alfabetización en Ciencias a la Sociedad Chilena.

En la reunión participaron representantes de las universidades Andrés Bello, Bío Bío, Católica, Católica del Norte, Católica de Valparaíso, Universidad de Concepción, Universidad de Chile, Los Andes, Federico Santa María y Diego Portales.

04 de julio de 2008