Santiago, 18 de julio de 2016

“Sin perder sus identidades particulares, los centros de investigación del país pueden conformar redes de colaboración que impulsen procesos más potentes de desarrollo científico y tecnológico, que si lo hicieran en forma aislada”, afirmó Gonzalo Rivas, Presidente del CNID, en la inauguración del proyecto de colaboración estratégica entre el gobierno de Gran Bretaña y los centros de investigación nacionales, con miras a fortalecer una red en el área de biociencias.

La iniciativa es liderada por las Vicerrectorías de Investigación de las Universidades de Chile y P. Católica de Chile, y el Consejo Nacional de Ciencias para el Desarrollo, con el financiamiento del Fondo Newton Picarte del British Council.

El proyecto busca conocer el modelo de red consorciada de entidades de investigación representado por el National Institute of Bioscience de Gran Bretaña, de forma de poder fortalecer un sistema de trabajo en red, a la luz de los lineamientos de una política de centros promovida por el Consejo. A partir de los centros ya existentes, se busca reforzar su organización estratégica mediante procesos de transferencia de conocimiento para maximizar el impacto socioeconómico de la investigación.

El proyecto de colaboración busca construir capacidades institucionales que apoyen la creación de marcos de trabajo conjunto, así como transferir la experiencia del NIB en materia de procesos organizacionales, intercambio de conocimiento y medición de impacto. Como una forma de aumentar el aporte del proyecto, se busca también promover el efecto cascada a través de los centros regionales

Buscando impacto tanto a nivel de políticas públicas, centros de investigación de excelencia y centros regionales, la iniciativa comienza convocando a doce centros para luego abrirse al resto, sin que necesariamente estén vinculados con biociencias.

Las actividades propias del proyecto culminan a fin del presente año.